Luego nos lamentamos…

Que pereza me da hacer mi trabajo….

Es costumbre en este país lamentarse, y ahora toca hacerlo y mucho mucho mucho por la situación que tenemos. Protestamos y nos quejamos, hacemos hasta huelgas generales y todo tipo de manifestaciones (eso sí, bien ruidosas y estrafalarias, que se note que somos españoles y llevamos el jolgorio en las venas) pero no hay una reflexión de fondo en lo que hacemos y decidimos jamás.
Hoy un amigo quería cerrar una compra de material industrial con una importante multinacional. Estamos hablando de una operación valorada en más de un millon de euros. Lleva desde ayer por la mañana esparando a que un comercial lo llame para cerrar el acuerdo.
Ante esta absurda situación me resulta inevitable pensar en el mítico programa Camera Cafe y en como reflejaba la triste realidad de la actitud ante el trabajo de muchos muchos trabajadores de este país. Cuanto más grandes son las empresas más sencillo es pasarse el día delante de la máquina del café tocándose los genitales.
El comercial de turno que deberia llamar a mi amigo, podría ser perfectamente Arturo Valls en la serie en cuestión, no hace su trabajo, porque “total, estoy puteao en el curro, me pagan una mierda, la rubia de la tercera planta está como un queso y hoy aun no la he visto por aquí y además oye, que coño, que es jueves y ya no me apetece hacer una llamadita para cerrar una operación, ni que sea de un millon de euros, además, estos cabrones no se merecen nada, así que paso de todo y me voy a tomar otro cafelito esperando a ver si la rubia aparece”.

Luego, ese mismo Arturo Valls de turno, es más que probable que se identifique con las consignas sindicales de las huelgas generales: “de puta madre, esta semana un dia de fiesta que tengo, esto de la huelga mola”; y que se quejé por la situación económica del país y lo que está pasando mientras se toma el cafelito: “los bancos son unos hijos de perra que nos roban el dinero y nos desahucian, yo que sabía cuando me compré el apartamento en Peñíscola que la hipoteca que estaba firmando tenia cosas raras de esas? a mi que me cuentan? yo firmo y arreando, Mercheeeeeee!!!! ya tenemos Audi y apartamento en Peñíscola, y de compra oye, que lo de alquilar es de pobretones y yo le prometí a tu padre cuando nos casamos que ibas a vivir por todo lo alto”.

Así que al acabar el día y saber que mi amigo se queda con un palmo de narices sin poder cerrar una operación importante porque el comercial de turno no le llama me leo este artículo de Sintetia que habla sobre Como solucionar con un poco de cerebro y sin populismo el tema de los deshaucios y ya pierdo del todo la esperanza: no hay suficiente reflexión, no hay suficiente conciencia; sólo hay actitudes cortoplacistas y simplemente estamos recogiendo los frutos de lo que hemos sembrado y seguimos sembrando.

Ese Arturo Valls de turno en Camera Cafe se indignará y gritará “esto es una vergüenza!!!!!” cuando muy probablemente la multinacional en la que trabaja cierre su sede en España porque no salen los números, y es más que probable que en ese momento ni tan siquiera recuerde que él hubiera podido cerrar una venta de un millon de euros un día como hoy con solo una llamada; pero prefirió estar tomando café esperando a ver si baja la rubia tia buena de la tercera planta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s